Índice de natalidadPor todos es sabido que nuestra ciudad pierde habitantes cada año, este fenómeno se viene repitiendo desde principios del siglo pasado y parece que por fin puede comenzar a remitir.
En los últimos años, el aumento de la natalidad y la creciente llegada de inmigrantes a nuestra ciudad auguran, cuando menos, una estabilización de la situación.
Te ofrecemos un completo reportaje sobre este tema que podrás visualizar entrando en leer más.



DESCENSO DE LA POBLACIÓN
Podemos remontarnos a mediados del siglo XIX. La desaparición de las industrias y el apego por las estructuras agrarias hacen que Mondoñedo entre en una cierta decadencia. En 1825, Mondoñedo suma a sus títulos de "muy noble y leal" el de "fiel ciudad" a cambio de la titularidad provincial, lo que desembocaría en la pérdida de competencias administrativas, decadencia económica y en el inicio del descenso de la población.
A lo largo del siglo XX la situación no mejora. Empezamos el siglo pasado con algo más de 10500 habitantes y nada más iniciar la década de los años 30 la población ya había descendido en unas 2000 personas. Esta tendencia, desgraciadamente, nos acompaña hasta la actualidad.

DESCENSO DE LA POBLACIÓN (Habitantes por año)
Descenso de la población


INCREMENTO DE LA NATALIDAD
Los datos de la última revisión del censo, datados del año 2006, dejan a nuestra ciudad con 4770 habitantes. La cifra es preocupante, pero estudiando con detalle otros indicadores demográficos importantes podemos abrir una puerta a la esperanza.
El índice de natalidad designa el número proporcional de nacimientos en una determinada población y un determinado año. En Mondoñedo, actualmente, el índice de natalidad va en aumento. Si hasta finales del siglo XX el índice descendía con el paso de los años, a partir del 2001 comenzó una importante tendencia ascendente. Se llegó, en un único lustro, a casi duplicar los valores de natalidad obtenidos en el año 2000.

ÍNDICE DE NATALIDAD
Incremento de la natalidad

La creación de la guardería municipal por parte del gobierno local de Luis Rego, las políticas de apoyo a la familia y el incremento, en los últimos años, del presupuesto destinado por el Concello a los servicios sociales, coinciden con esta importante recuperación del índice de natalidad en nuestro municipio.
Otro parámetro demográfico que en Mondoñedo crece parejo a la natalidad es el índice de fecundidad general. Éste establece una relación entre la cantidad de mujeres en edad fértil y el número de nacimientos que se producen en un año. En el año 2000 el índice de fecundidad general descendía hasta 18,2. Es decir, que por cada 1000 mujeres mindonienses en edad fértil nacieron solamente 18 niños. En la actualidad, este índice es bien diferente ya que roza los 30 nacimientos por cada 1000 mujeres fértiles.


LLEGADA DE INMIGRANTES
Otro factor importante a la hora de hablar de tendencias demográficas es la inmigración. En los últimos años creció considerablemente el número de personas llegadas a nuestro municipio desde fuera de España. Los inmigrantes, en buena parte africanos y americanos, vienen a trabajar mayoritariamente en el sector de la construcción. Un sector que experimentó un importante crecimiento con la llegada de las políticas de rehabilitación y de facilitación de acceso a la vivienda.
Si en el año 1996 sólo residían 11 extranjeros en Mondoñedo, situación que se mantuvo hasta 1999, los datos del último censo confirman un considerable incremento. En 2006 ya había 136 extranjeros en nuestra ciudad, de los cuales 36 habían llegado de África y 55 de América.


MIRANDO HACIA EL FUTURO
Si continúa el incremento del índice de natalidad es muy probable que en pocos años se empiece a frenar el descenso de la población. Aunque en Mondoñedo, al igual que en cualquier ciudad de un país desarrolado, el número de hijos por mujer ronda el 1,3 (lo ideal sería 2 para garantizar el relevo generacional) la llegada de inmigrantes compensará esta cifra y ayudará al rejuvenecimiento de la población y a que Mondoñedo no se convierta en un pueblo fantasma.
Todo ello, combinando una buena gestión en el gobierno local y el apoyo de las administraciones regional y nacional nos permitirá ver el fin de la decadencia.


NOTA: Para realizar este reportaje se consultaron fuentes del INE (Instituto Nacional de Estadística)
We use cookies

Usamos cookies en nuestro sitio web. Algunas de ellas son esenciales para el funcionamiento del sitio, mientras que otras nos ayudan a mejorar el sitio web y también la experiencia del usuario (cookies de rastreo). Puedes decidir por ti mismo si quieres permitir el uso de las cookies. Ten en cuenta que si las rechazas, puede que no puedas usar todas las funcionalidades del sitio web.